Páginas

lunes, 31 de marzo de 2014

Mar del Valle



Cada zarpazo que desde la creación artística se le asesta a la normalidad es un paso adelante.
Desde estas ruinas siempre hemos defendido la belleza como arma, el arte como resistencia,
exponerse y hacer frente con todo lo que somos a un sistema que nos prefiere en silencio.

Una delicada gruta de marfil y piedras preciosas nace estos días y aumenta nuestras posibilidades de éxito.
La artista Mar del Valle
-responsable de la ilustración de portada de "La próxima tormenta" y diseñadora del emblema cornudo y cabecera de estas ruinas-
estrena web.


Todo su arsenal expresivo a un click. 
Ilustraciones, diseños, tiendas y contacto.

Hoy somos un poco más fuertes, 
y ellos, los señores del silencio y la quietud, tienen motivos para preocuparse.

Apoyen el arte independiente, defiendan a sus artistas, crean en su trabajo.
Les devolverán esa fe con creces.
Seguro.
Y que se muera la normalidad.

jueves, 27 de marzo de 2014

El Descrédito en Madrid.


Viernes 28 de Marzo, a las 19:00hrs.
Librería Antonio Machado de Círculo de Bellas Artes de Madrid.


Sus rencorosos hijos ajustamos cuentas al viejo Destouches.
Julio César Álvarez, Esteban Gutierrez Gómez, Gsus Bonilla,
Mario Crespo,  Óscar Esquivias, Choche, José Ángel Barrueco y su seguro servidor
les esperamos en el lodo. No falten.


"¡Qué cantidad de perros, maestro!, ¿le gustan mucho?
-No, los odio.
-Entonces, ¿por qué los tiene?
-Porque ladran."


lunes, 24 de marzo de 2014

Epílogo. La próxima tormenta.


Secuelas de una tormenta

La lectura de Álex Portero, de este poemario fascinante y tempestuoso, en el que se han desencadenado todas las fuerzas de la naturaleza, con versos de largo recorrido y estimulante aliento, un aliento en ocasiones bíblico y siempre heroico y mitológico, y lleno de imágenes deslumbrantes, perturbadoras y poderosas, esa clase de imágenes que por su belleza formal, su profundo lirismo y un contenido vitalista y redentor se fijan ya para siempre en la memoria poética, no solo me ha impresionado y emocionado hasta lo indecible, sino que, además, y esta es una de las consecuencias de la poesía de altura, puedo afirmar, y lo afirmo, que me ha reconciliado con la muerte, pero también con la vida y, en especial, con el amor como fuerza renovadora de esa misma vida a través de los tiempos, incluso después de que arda el último bosque. No sé a ti, pero a en lo que a mí concierne, la lectura de Álex Portero me ha dejado, y no puedo expresarlo con otras palabras, me ha dejado mirando por la ventana, al cielo, impaciente, esperando la próxima y purificadora tormenta.


8, 9 y 10 de noviembre de 2013.

jueves, 20 de marzo de 2014

Prólogo. La próxima tormenta.


El tormento y el éxtasis.

En tiempos en los que proliferan los prólogos y, a la vez, son cada día más denostados en ciertos círculos,  Álex Portero, un autor poco conocido (y, sin embargo, admirable), necesita una pequeña introducción para quienes no sepan de quién estamos hablando.

Un poeta, un escritor o un filósofo son hijos de sus lecturas, y sus obras, miradas con lupa, acaban siendo un reflejo de sus gustos y de sus preferencias, ya se vinculen sus textos con la ficción o con lo autobiográfico. Por eso me parece fundamental atender a las citas y los guiños que Álex dispersa en sus libros. En La próxima tormenta se mezclan referencias y versos de poetas románticos (Byron, Goethe, Keats, Shelley…) con citas de varios escritores contemporáneos (Despentes, Rich, Kundera, Oiarzabal…); son los faros que alumbran su trabajo, los terrenos resbaladizos por los que se va moviendo en su bibliografía.

Álex Portero ha escrito otros dos poemarios espléndidos: Fantasmas e Irredento; y una novela no menos notable y cifrada en prosa poética: Música Silenciosa. En ellos el lector puede rastrear las señas de identidad de su escritura: la pasión por el dandismo como estilo inigualable de un caballero, el interés por la narrativa gótica, la obsesión por lo decadente, lo histórico y lo mitológico, la música como compañero de baile y sostén cotidiano para sobrellevar la desgracia, el amor y la muerte encarnando dos caras de una moneda que el poeta sujeta siempre en su mano, sabiendo que (salga lo que salga) perderá la apuesta…

El universo de Álex, obsesionado con los mitos y con los literatos románticos que murieron jóvenes, no se limita sólo a mirar hacia el pasado, y ahí radica parte de la importancia de sus poemas: también se sirve de lo antiguo y de lo remoto como metáforas del ahora, del momento que estamos viviendo. Sólo conociendo las claves de la Historia, parece decirnos, seremos capaces de traducir el presente.
Y siempre nos lo cuenta con una cadencia o un ritmo musical en los versos que resulta envidiable.

Los poemas, generalmente de extensión media o larga, son al fin y al cabo canciones donde un alma proscrita se desnuda y declama con una pasión digna de un personaje atormentado de William Shakespeare.

Durante la lectura de este libro uno se encuentra con numerosas sentencias para anotar; cito algunas: […] hagamos el amor salvajemente sobre la hierba, contaminemos los ríos con nuestra piel muerta o Mi pecho, siglo a siglo, se ha convertido en una cripta o Te amo con la furia del que odia a muerte o Mi nombre solamente conocerá la sed, no habrá agua en mi epitafio, no habrá poesía que agarre mi mano cuando me haya ido, me convertiré en rumor, desapareceré tras el ruido de fondo, hasta no haber sido. Todas ellas revelan que estamos, sin duda, no sólo ante un poeta de ley, sino ante un observador capaz de afrontar lecturas de muy diversa naturaleza y de digerirlas con sabiduría y elegancia.

La próxima tormenta se divide en dos partes, en las que el autor nos introduce en las gestas derivadas del placer y en los abismos propios de la mente; en el sufrimiento de quien nada contra el oleaje. 
Para definirlo no se me ocurre nada mejor que aludir al título de esa película en la que Charlton Heston interpretaba a Miguel Ángel: El tormento y el éxtasis.

José Ángel Barrueco

Noviembre, 2013

miércoles, 19 de marzo de 2014

Presentación. La próxima tormenta. Madrid.



Cada hora ante el escritorio,
las notas apresuradas tomadas de cualquier manera y en cualquier situación,
los riesgos asumidos, las palabras escogidas, las metáforas-escudo,
todo el amor, todo el odio, y toda la calma que han construido cada estrofa,
las canciones que me han arropado, los poemas que se han quedado fuera
(y que también son parte del libro),
 la ilusión, la autocrítica, la decepción, el orgullo, las casualidades,
las lecturas que me han hecho el escritor que soy.

Todo, está aquí.

El Martes 25, a las 20:30.
Tomen el cartel como invitación y como mapa.

Realmente,
quiero que vengan.

martes, 18 de marzo de 2014

Referentes. Lanzamientos.


2014 está adquiriendo tintes verdaderamente épicos.
Dos libros. Dos escritores. Dos lanzamientos fundamentales. Dos referentes personales



Días de Ruta
Vicente Muñoz Álvarez.
Editorial Lupercalia

El capitán Vic. Poeta, narrador, cronista, antólogo.
Uno de los escritores de más talento que he leído en español,
uno de los trabajadores culturales más activos y más honestos de este país.
Muchos le debemos mucho, a su labor cultural y a su quehacer literario.
Días de Ruta. Poesía, crónica de la soledad del viajante.
Un poeta inmenso. El camino. No hace falta más.



Ardimiento.
Esteban Gutierrrez Gómez.
Edición de Zoográfico Rodrigo.

Esteban Gutierrez Gómez. Baco suelto por las calles de Madrid.
Un todo terreno literario. Un narrador de raza.
Un escritor de trinchera junto al que no dudaría en acudir al frente.
Personalmente estoy deseando leer su poesía.


Quedan avisados.


lunes, 17 de marzo de 2014

Presentación. El Descrédito. Madrid.



El día 28 de Marzo, viernes, a las 19:00 horas,
en la librería Antonio Machado  de Círculo de Bellas Artes de Madrid
(C/ Marqués de Casa Riera, nº 3):


Presentamos nuestra declaración de amor y odio al viejo Destouches.
Cantaremos canciones procaces, maldeciremos a diestro y siniestro, escupiremos odio,
y, si queda tiempo, hablaremos de ballet.

Les esperamos.


domingo, 9 de marzo de 2014

Rumor de tormenta XII

Esta es sencilla de explicar.
Si les lleva a los mismos lugares a los que me lleva a mí cuando la escucho, entonces, no es necesario que escriba una sola palabra más, hablamos el mismo idioma.
Dejen que se les derrame por la espalda mientras leen "La próxima tormenta", será como si pudiera acariciarles.

Canción: Swa Tac.
Un poema original de Konrad Von Würzburg (S. XIII)
Versión: Estampie.
Álbum: Fin amor (2001)
Sello: Warner


sábado, 8 de marzo de 2014

8 de Marzo DIM (Espejos XVI)

 
Ilustración: "Hi, Hi, little monster!" 


"¿Querer ser un hombre? Yo soy mejor que eso. No me interesa el pene. No me interesa ni la barba ni la testosterona, yo tengo todo el coraje y la agresividad que necesito. Pero claro que quiero todo lo que uno puede querer, como un hombre en un mundo de hombres, quiero desafiar a la ley. Frontalmente. Sin atajos y sin excusas. Quiero obtener más de lo que me prometieron al principio. No quiero que me cierren la boca.  No quiero que me digan lo que tengo que hacer. No quiero que me abran la piel para hincharme los pechos. No quiero tener un cuerpo longilínio de adolescente cuando me acerque a los cuarenta. No quiero huir del conflicto para esconder mi fuerza y evitar perder mi feminidad"

                                                                                                           
Virginie Despentes




jueves, 6 de marzo de 2014

Levantando el sombrero XLIII


De qué flor corrupta
libaremos la ceniza ahora.

¿Es lo que esperabas Leopoldo María?

Leopoldo María Panero
1948-2014

miércoles, 5 de marzo de 2014

Rumor de tormenta XI

Veamos. Complicado contar el vínculo que une esta canción con "La próxima tormenta" sin apartar velos que deben permanecer echados.
Imagínense un estanque muy, muy, profundo, prehistórico. Sus aguas permanecen en calma, la superficie del mismo constituye una pátina reflectante perfecta, nada indica el negro abismo que cubre. Imagínense la superficie de la que les hablo salpicada de nenúfares, grandes hojas verdes distribuidas caprichosamente, imagínense que deben cruzar el estanque pisando únicamente esos nenúfares, sientan su blandura, teman su inestabilidad.
Compliquemos la cosa.
Imagínense que el agua desaparece y sólo queda el abismo.
Cada nota de esta canción, cada pulsión de "esa precisa" cuerda, era una pisada temerosa que me colocaba al borde del horror y, al mismo tiempo, me alejaba de él.
Lo sé, demasiado críptico, maldita sea ya me conocen.
Tienen que quererme así.

Canción: Pornero
Rome (Jerome Reuter)
Álbum: Hell Money (2012)
Sello: Trisol



"They are miserable dogs now
food for dogs now
But not you
you shimmer and shine
an angel divine"

"There's a scar right here"

martes, 4 de marzo de 2014

Rumor de tormenta X. Redes.

Realmente me importa que lean el libro. Me importa mucho.
Quiero que esta tormenta se extienda, quiero que la cabalguen conmigo.
Me he esforzado mucho.

Acabo de abrir un perfil en Facebook donde iré informando sobre fecha de salida de "La próxima tormenta", distribución, presentaciones, recitales, reseñas, etc.
El resto de mi labor cultural también quedará reflejada, espero que en los próximos meses haya mucho que contar.
Les invito a que me visiten si les apetece, me conozco, lo que empieza siendo un perfil profesional acabará siendo un pandemonio artístico, político, reivindicativo, pulp, elegante, gótico y marginal.
Terciopelo y espinas, lo de siempre, rutina envenenada.

Les espero con el té a punto y la gramola girando.
Gracias.