Páginas

miércoles, 19 de octubre de 2011

La sabiduría de los brujos IV





"Narciso no se enamora de su reflejo porque sea bello sino porque es suyo. Si fuera su belleza la que lo fascina se vería liberado en unos pocos años, al perderla"


"Después de todo -suspiró Narciso el jorobado- a mí me queda bien."


"Narciso ebrio (mirándose al espejo): no me contemplaría como tú lo haces si estuviera en tu lugar. Supongo que crees saber quién soy. ¡Pues déjame decirte, querido, que uno de estos días te llevarás una gran sorpresa."


W.H. Auden.

No hay comentarios:

Publicar un comentario